Estafan a la dueña de la galga robada en Federico de Echaguy

La joven sigue buscando a la perra, que lleva lejos de su hogar desde la madrugada del pasado sábado, cuando ocurrió el suceso.

Redacción / Actualidad 

CDH se hizo eco el lunes de un robo que se produjo en la madrugada del sábado al domingo en una parcela de la Urbanización Federico de Echaguy, situada en la Carretera entre Dos Hermanas y Montequinto, y, en el cual, los individuos se llevaron presuntamente en torno a 450€ en metálico y a “Grapita”, la perra de los propietarios, quienes rápidamente hicieron un llamamiento en redes sociales para que se la devolvieran, del mismo modo que han pedido colaboración ciudadana para difundir la descripción de “Grapita”  y poder encontrarla lo más pronto posible.

Punto y Aparte de Dos Hermanas

Este llamamiento ha dado lugar en el día de hoy, según este medio ha podido conocer, a que un varón se haya puesto en contacto con la familia de «Grapita», diciendo que supuestamente le habían intendado vender la que parece ser esta galga robada, contándole «una historia totalmente creible», e incluso llorando.

En ese momento, tal y como CDH ha podido constatar, esta persona ha hecho un giro postal para que el hombre la pudiera comprar a quienes decía que la vendían por 50€, y, a raíz de ahí, este hombre ha dicho a la dueña que no han aparecido los supuestos vendedores, por lo que le devolverá el ingreso, y entonces, tal y como explica la dueña, deja de contestar a llamadas y al WhatsApp, de modo que, haciendo una búsqueda en Facebook, ha podido averiguar que hay varias publicaciones de estafa de otras personas por el mismo motivo, haciendo ingresos a esta misma persona, por lo que ha alertado a todo el mundo para que tenga cuidado con estas personas «que juegan con la ilusión y desesperación de las personas», explicando que incluso ha ido a ir hoy hasta Córdoba, porque supuestamente la perra estaba allí, y, finalmente, ha regresado a Dos Hermanas sin «Grapita» y estafada.

Aluminios Nazarenos

Por último, cabe recordar que, tal y como explicaron sus propietarios el día que desapareció, “Grapita” es una galga de 7 u 8 años que recogieron abandonada, desnutrida y atropellada con un neumotorax, y que, en la actualidad, está castrada, por lo que no vale para la caza, ni para carrera, ni tampoco para reproducción. Es negra y tiene una pequeña mancha de color blanca en el cuello, del mismo color que es la punta de la cola. En la oreja izquierda le falta un trozo, en el costado izquierdo tiene la cicatriz del atropello y en la cabeza tiene una cicatriz antigua de grapas, aunque aseguran que a veces cuesta verla. De esta forma, si tienes alguna información más del paradero de esta pequeña galga, puedes contactar con los propietarios a través de los teléfonos 630470900 y 637032065.

Comments

comments