“Dos Hermanas merece la pena”, Tribuna Libre de Sergio Moreno

“Pero a pesar de todo eso y más, sigo pensando que merece la pena. Merece la pena porque tus hijos y mis hijos merecen vivir en un municipio con un transporte público decente, en el que tengan oferta de empleo pública”.

Para quien no me conozca no soy más que un vecino de Dos Hermanas y no menos que el Coordinador Local de Dos Hermanas 100%. Parafraseando a Ortega y Gasset, (“Yo soy yo y mis circunstancias, si no la salvo a ella, no me salvo yo”), mis circunstancias son la de vivir en un municipio envuelto por una manta blanca por la que es famoso desde hace décadas y que se esnifa al son de la corrupción municipal.

Quien es Quien Disfraces

Donde los que mandan niegan la realidad de que el menudeo es visto como un plan de empleo para aquellos a los que no tienen limosna suficiente, ante la destrucción de toda la industria. Mientras, se coloca un amiguete en la lista Forbes o se perdía 1,8 millones de
euros destinados a esas limosnas que sirven para comprar voluntades. En este país ya estamos acostumbrados a sacarle los colores a una fiscalía más pendiente en defender a políticos que al país que representan.

Acabando con la circunstancia, empiezo por el mí. Ante ese panorama, he tenido que enfrentarme a una detención, tanto mía como la de un ser querido, en la que 2 jueces y 3 sentencias diferentes me dieron la razón, pero que la policía de Dos Hermanas hizo de juez y
de parte para llevarse a alguien sin antecedentes penales, por una denuncia criminal por injurias solicitando cerca de 2 años de cárcel, siendo igualmente archivado ante la cara de  perplejidad de la funcionaria del juzgado, mujer del concejal y familiar del alcalde.

Un coche que bien podía ser un cuadro abstracto ante las múltiples marcas, otro aviso de retirada por tener un vehículo estacionado sin la ITV en vigor, pero que “nada tenía que ver con estar en la organización Dos Hermanas 100%”, persecución sistemática a familiares con negocios desde multas de 700€ mensuales a la no concesión de licencias. ¿Todo por qué? por no venderme cuando un director de un medio local me ofreció un trabajo en el ayuntamiento. No están acostumbrados al no de un representante político adversario, sino
todo lo contrario.

Pero a pesar de todo eso y más, sigo pensando que merece la pena. Merece la pena porque tus hijos y mis hijos merecen vivir en un municipio con un transporte público decente, en el que tengan oferta de empleo pública. Merecen vivir en un municipio
industrializado en el que poder trabajar a 5 minutos de casa, unos centros educativos con energía renovable en que sus condiciones no sea más un escudo para el fracaso escolar.

DML Sport

Por todo eso y mucho más, si alguien tan apaleado por esta organización sigue pensando que merece la pena por un municipio mucho mejor ya no tienes excusa para decidir el futuro de las calles por donde paseas.

Comments

comments