Dos Hermanas se queda sin servicio nocturno de grúa municipal

La Policía Local recibió el aviso hace tres semanas y desde entonces los habitantes de Dos Hermanas permanecen sin esta prestación

Dos Hermanas se encuentra sin grúa municipal por las noches desde que hace tres semanas la Policía Local recibiera el aviso. El Ayuntamiento de Dos Hermanas sigue sin especificar cuándo volverá a reactivar este servicio.

Bar Molí

Esto supone un inconveniente para todos los nazarenos y agentes de la Policía Local, puesto que están encontrando numerosas dificultades a la hora de llevar a cabo servicios básicos de prevención y seguridad como los controles de alcoholemia. La secretaria general del Sindicato Independiente de Policía de Andalucía (Sipan), Fabiola Serrano, afirma que ‘‘si un conductor da positivo y hay que inmovilizar el vehículo, no tenemos cómo llevarlo al depósito. Hay que dejarlo en la vía pública y esperar a la mañana siguiente para que lo retiren. Si no se lo ocurre al conductor cogerlo antes’’.

Los agentes no han recibido un comunicado oficial que explique cuáles son las causas que han permitido esta suspensión de la grúa municipal entre las 22.30 hasta las 06.30 horas. Tan solo se les hizo llegar una nota informativa en el que aparecía el aviso y que era por causas ajenas al Cuerpo de Policía Local. Sí es cierto que antes de la nota informativa llegaron rumores a la jefatura de que se iba a reducir el número de operarios, lo que provocó cierta inquietud en la plantilla.

Desde el Sipan manifiestan que los vecinos nazarenos son los mayores afectados de esta decisión, poniendo como ejemplo la ocupación de los vados: ‘‘Ya nos ha ocurrido que nos han avisado para retirar un coche de noche porque estaba en un vado y le hemos tenido que decir al vecino que como mucho podíamos sancionarlo pero que no se podían llevar el vehículo porque no había grúa», describe la secretaria general del sindicato. Eso significa que el contribuyente que «está pagando sus impuestos para tener libre la salida de su casa, no está recibiendo el servicio’’. De esta manera, los conductores perjudicados por la ocupación de sus vados han tenido que buscar otras alternativas.

Los fines de semana esta situación se vuelve más engorrosa al aumentar los desplazamientos de jóvenes y los accidentes en el casco urbano. Al no disponer de una grúa, los coches colisionados ocupan la vía e interrumpen el tráfico. Los agentes solo pueden depender de la asistencia que prestan en carretera de las compañías de seguros de los conductores. Sin embargo, aunque tengan esta alternativa, todo el proceso se ralentiza: ‘‘Mientras que nuestra grúa tarda pocos minutos en llegar, en el caso de las privadas tenemos que esperar a veces más de una hora; así que no nos queda otra que reorganizar el tráfico en el lugar donde están los coches estorbando hasta que puedan retirarlos’’.

sufondos.es

Esta situación está desembocando en un profundo hartazgo para los agentes y es que, tal y como declara Serrano, ‘‘Nadie ha salido a explicar qué está ocurriendo. Como los vecinos no están informados, al final quien da la cara es el policía local’’.

Comments

comments